Promoción

Uncategorized November 11th, 2013

Llego a mi colegio luego de 17 años para el almuerzo de reencuentro de mi promoción.

No entro inmediatamente. Me quedo en el taxi unos minutos armándome de valor (como cuando iba a las fiestas que organizaban en quinto de primaria -cruel edad para que un colegio de hombres busque la interacción chico-chica- y me quedaba en la puerta de la fiesta, esperando, haciéndome el loco, intentando a cada minuto entrar).

Continúa leyendp.

Leave a Reply